10 consejos para lidiar con la demencia

  1. Salud
  2. Enfermedades
  3. Alzheimer y demencia
  4. 10 consejos para lidiar con la demencia

Libro Relacionado

Alzheimer y demencia para tontos

Por la Sociedad Americana de Geriatría (AGS)

Como quiera que se mire, recibir el diagnóstico de demencia o enfermedad de Alzheimer (EA) es un golpe difícil. Y aunque usted o su familia cercana puede haber tenido la sensación de que los síntomas que experimentaba se debían a esta afección, es difícil darse cuenta de que tenía razón todo el tiempo.

Sin embargo, en los primeros días después del diagnóstico, usted todavía puede hacer mucho para prepararse para los desafíos de las etapas posteriores de su condición. Aquí hay diez consejos para considerar poner en acción tan pronto como sea posible.

Aceptar cambios

Usted puede notar que algunas cosas no son tan fáciles como solían ser. Puede que a veces seas muy olvidadizo. Tal vez usted ha faltado a sus citas u olvidado comprar artículos de su lista de compras. Es posible que los cálculos que involucran dinero sean más difíciles de manejar. Es posible que se haya perdido mientras conducía, incluso en rutas familiares.

Tratar de luchar contra estas nuevas dificultades y al mismo tiempo fingir que no están ocurriendo conduce inevitablemente a la frustración. Si aceptas tus nuevas limitaciones y te las arreglas con la ayuda de tu familia y amigos, te sentirás más en control y te las arreglarás mejor que si escondes la cabeza en la arena.

Necesitas aceptar tus nuevos retos y descubrir formas de adaptarte maximizando tus habilidades funcionales restantes. Alistar ayudas de memoria como calendarios de pared, aplicaciones GPS y listas visibles.

Llevar un registro de sus medicamentos recetados es esencial, pero por lo general es un desafío recordar tomar sus píldoras en las primeras etapas de la demencia. Use un pastillero semanal para ayudarle a recordar que debe tomar sus medicamentos y ver si ya los ha tomado.

Haz que la gente sepa lo que está pasando

Debe informar a algunas personas sobre su diagnóstico lo antes posible, como su jefe, si aún está trabajando. Es posible que su jefe pueda organizar adaptaciones en el lugar de trabajo para que las cosas le resulten más fáciles de manejar. Más allá de eso, depende de ti cuál de tus amigos, familiares o colegas contar tu diagnóstico. Los asuntos de salud son obviamente privados, y es posible que no quiera que todos los Tom, Diane o Harry conozcan sus asuntos más íntimos.

Sea realista al conducir

Cuando se le diagnostica demencia, en ciertos estados su médico debe informar al Departamento de Vehículos Motorizados (DMV). Si usted tiene un accidente, es posible que haya responsabilidad adicional, especialmente si su médico le ha dicho que no conduzca. Al principio de la enfermedad, es posible que aún pueda conducir con seguridad, pero en general su capacidad para conducir con seguridad se erosionará con el avance de la demencia. Te enfrentarás a un momento en el que tendrás que colgar las llaves.

Si su ser querido con el diagnóstico de demencia sigue conduciendo, asegúrese de que usted personalmente experimente su conducción regularmente. Mientras conduce con él, pregúntese si estaría contento si sus hijos o nietos estuvieran en el auto con él. Si la respuesta es no o una de vacilación, entonces usted necesita pensar más lejos. Esta prueba de fuego para la seguridad al volante es importante. Admitir que su ser querido ha llegado a esta etapa no es fácil, pero tiene que ser honesto sobre la realidad de la enfermedad y considerar la seguridad de su ser querido, sus pasajeros y los que lo rodean en la carretera.

Trabaje junto con su pareja

Si usted está en una relación a largo plazo, es importante que trabaje junto con su cónyuge o pareja para controlar su condición. No interrumpa a su pareja o, peor aún, trabaje en su contra. Ahora es el momento en el que más se necesita esta asociación mientras se prepara para enfrentar los desafíos de su demencia que se presentarán en el futuro.

Es posible que su cónyuge o pareja haya pensado que tenía demencia durante algún tiempo, pero el diagnóstico puede ser un shock y tendrá que aceptar los efectos de su enfermedad en su relación. Así que sé honesto con ella. Comparta sus pensamientos y sentimientos acerca de su demencia o EA y permita que ella comparta los suyos con usted. Considere la posibilidad de ver a un consejero juntos si necesita ayuda para hablar sobre este difícil tema.

Continúen haciendo juntos actividades que siempre han disfrutado. A medida que sus síntomas cambian, pruebe nuevas actividades que sean más manejables pero que le permitan continuar compartiendo la experiencia. Tal vez pueda hacer una excursión en lugar de viajar de forma independiente para disminuir el estrés del viaje. Todavía puedes tener un gran viaje. La flexibilidad en este momento de cambio es esencial.

Manténgase activo

La demencia o la enfermedad de Alzheimer no es una sentencia de prisión. No estás confinado dentro de las cuatro paredes de tu casa por el resto de tu vida. Mantenerse en forma y activo es una buena manera de asegurarse de que su cuerpo y su cerebro permanezcan sanos el mayor tiempo posible.

Si normalmente practicas un deporte o vas al gimnasio, sigue adelante todo el tiempo que puedas (y quieras). Si no está orientado a los deportes, entonces salga a caminar o a andar en bicicleta. Quizás puedas unirte a una liga de bolos. Cualquier actividad puede ayudarte a mantenerte en contacto con amigos que pueden apoyarte y comprender tu situación. Permanecer activo no sólo te mantendrá en forma, sino que también te ayudará a mantener relaciones y conocer gente nueva.

Clasifique sus finanzas

Cuando le acaban de diagnosticar y todavía puede tomar decisiones racionales por sí mismo, pase algún tiempo con su familia revisando su situación financiera. Considere la posibilidad de contratar a un asesor financiero independiente para que le ayude a definir mejor su situación financiera. Con su ayuda, usted puede tener una imagen actual de sus ingresos, gastos y ahorros, y así planear para cualquier gasto que el futuro le pueda traer.

Usted puede ser elegible para recibir beneficios de empleado, jubilado, veterano o patrocinado por el gobierno. Consiga la ayuda de familiares o amigos cercanos para que le ayuden a conectarse con recursos potenciales.

Hacer un testamento

Usted puede pensar que hacer un testamento es un poco morboso, pero todo el mundo debería tener uno. Un testamento es la única manera de asegurar que sus bienes, ahorros y reliquias familiares sean transmitidos de acuerdo a sus deseos. Morir intestado – sin testamento – supone una gran carga para los miembros de su familia que se quedan atrás. En tales situaciones, el gobierno toma el control y toma decisiones por usted. Nadie quiere eso.

Usted tiene muchas opciones para preparar un testamento. Usted mismo puede redactar un testamento sin ayuda legal, simplemente descargando un formulario de Internet y rellenándolo. Sin embargo, asegúrese de que el testamento que prepare cumpla con todos los requisitos legales de su estado. Asegúrese de que su firma sea debidamente atestiguada para que su testamento sea válido.

También puede comprar un testamento ya preparado en una librería. Si usted tiene muchos bienes, puede contratar a un abogado para que haga un plan de sucesión formal. Hacerlo puede disminuir en gran medida las implicaciones de los impuestos federales y estatales sobre la muerte para su familia cuando usted muere.

Cuide su salud física

Un diagnóstico de demencia no significa que su salud física sufra automáticamente. Permanecer en las mejores condiciones posibles,

  • Consuma una dieta saludable y balanceada que sea baja en carbohidratos, alta en fibra e incluya por lo menos cinco porciones de frutas y verduras al día. Deja los refrescos y los dulces. Come tus verduras.
  • Manténgase bien hidratado bebiendo mucha agua todos los días.
  • Cíñase a las pautas para el consumo seguro de alcohol; eso es una bebida al día para una mujer y una o dos para un hombre.
  • Si fuma, deje de hacerlo! Su médico, enfermera especializada o farmacéutico puede aconsejarle sobre cómo dejar de fumar con las mejores probabilidades de éxito.
  • Que duermas bien esta noche. No hagas la siesta durante el día. Mantenga un horario regular para que sus ritmos circadianos funcionen adecuadamente. La reversión día-noche puede ocurrir en la demencia. Protéjase contra esto manteniéndose activo durante el día para que esté cansado cuando llegue la noche.

Hágase sus chequeos anuales

Medicare ofrece una visita anual de bienestar para cualquier persona mayor de 65 años para revisar su salud, organizar exámenes y obtener cuidado preventivo como vacunas. Acepta la oferta. Si usted ya tiene problemas de salud crónicos en curso, asegúrese de programar y mantener citas regulares con su médico de atención primaria, enfermera practicante o asistente médico. Otras comprobaciones que vale la pena realizar son las siguientes:

  • Revisiones de seis meses en el dentista para asegurar que sus dientes, boca y encías permanezcan saludables y sin dolor.
  • Exámenes anuales de la vista en el optometrista (doctor de anteojos) para asegurarse de que sus lentes de contacto o anteojos maximicen su visión. O acuda al oftalmólogo (médico oftalmólogo) si tiene un problema ocular diagnosticado como glaucoma o cataratas.
  • Cuidado regular de las uñas de los pies y de los pies por parte de un podólogo, especialmente si tiene diabetes.
  • Una revisión de la medicación con su farmacéutico. Un farmacéutico puede aconsejarle sobre los efectos secundarios y las interacciones entre sus diferentes medicamentos. Los farmacéuticos también pueden hacer arreglos para que sus píldoras sean suministradas en un paquete de blíster para ayudarle a recordar qué debe tomar cada día.
  • Una vacuna anual contra la gripe de su farmacia local porque ya no requiere una orden del médico. Pregúntele a su médico acerca de las vacunas contra el herpes zóster y la neumonía neumocócica porque estas vacunas a menudo requieren una orden del médico, pero son medidas preventivas importantes.

Continúe con sus pasatiempos y pasatiempos

En resumen, no se rinda. Continúe haciendo las cosas que le gustan hacer con sus amigos y familiares. Mantener actividades agradables tanto tiempo como puedas te hará un mundo de bien. Así que continúe jugando golf o bridge con sus amigos, haciendo cerámica, observando aves, paseando por el jardín, viajando a lugares interesantes, nadando en la piscina local, subiendo colinas en bicicleta, haciendo windsurf, presentando a su perro en espectáculos, y yendo a los programas de la biblioteca local – obtenga el mayor disfrute posible de la vida.

ADD YOUR COMMENT